00:24 h. Domingo, 21 de Enero de 2018

El documental sobre contaminación más visto en internet

elmundosalvaje.opennemas.com  |  09 de Marzo de 2015 (07:00 h.)
Más acciones:

l documental subraya la creciente preocupación en el país sobre los efectos de la contaminación del aire, el agua y el suelo. FOTO AP
l documental subraya la creciente preocupación en el país sobre los efectos de la contaminación del aire, el agua y el suelo. FOTO AP

Una reputada periodista china ha revolucionado internet con un documental sobre la contaminación que superó 175 millones de vistas en solo dos días y revivió el debate sobre la grave polución en el país asiático.

Al más puro estilo Al Gore y presentado por Chai Jing, Under The Dome (’Bajo la Cúpula’)ofrece un panorama sobre el costo ambiental de 30 años de desarrollo económico vertiginoso.

Chai ventila la cuestión ante un auditorio frente a una pantalla que muestra videos de industrias contaminantes, entrevistas con personas afectadas y visitas que hizo a varios puntos de China y el exterior para ilustrar la magnitud del problema.

También culpa a los reguladores del gobierno por no reprimir a los contaminadores y permitir la combustión de las clases más contaminantes de carbón, petróleo y gasolina.

Chai dijo que se vio impulsada a producir el documental de 104 minutos preocupada por los efectos de la contaminación en la salud de su hijita. A un costo de unos 160.000 dólares, el proyecto fue elogiado por el nuevo ministro ambiental chino Chen Jining, quien dijo que refleja “la creciente preocupación pública por la protección ambiental y las amenazas a la salud humana”.

El documental, mejor producido que muchos de los filmes de la televisión estatal, fue subido a la red el sábado. El lunes por la mañana había recibido más de 175 millones de visitas en los populares sitios de videos Youku y Tencent.

Bajo la Cúpula suscitó especulaciones acerca de si Chai recibió apoyo oficial y si fue un producto independiente o un ejemplo de la publicidad estatal para congraciarse con el público.

Años de contaminación en Beijing y otras grandes ciudades chinas han producido una resistencia al crecimiento y la economía en desaceleración ha permitido al gobierno tomar más medidas contra las fábricas contaminantes en las industrias del cemento, la siderurgia y la petroquímica.

En noviembre, el gobierno prometió producir el 20% de su energía con combustibles no fósiles para el 2030.